EN PRIMERA PERSONA: Andrés Sánchez, maestro de apoyo de la ONCE en Jerez de la Frontera